imputacion-de-la-justicia-y-la-teologia-del-pacto-new-walter-chantry

“El capítulo 4 nos dice que cuando un individuo cree en Jesús, ocurre una transacción en el cielo. Pablo utiliza el histórico y bíblico ejemplo de Abraham, para describir qué ocurre cuando una persona cree. Una palabra nueva es introducida para explicar el suceso que le dio a Abraham la justicia de Dios a través de la fe. Esta palabra es utilizada una y otra vez para imprimir en nuestras mentes la transacción celestial. Es la doctrina bíblica de la imputación. […]

Cuando un pecador cree en el Señor Jesús, se le acredita la justicia de Dios. En las cuentas del cielo la justicia de Dios se acredita a los creyentes. Cuando, en el día del juicio, los creyentes estén delante de Dios, Él evaluará las cuentas celestiales, y encontrará depositada en su cuenta la justicia de Dios. Esto es la extraordinaria buena nueva del evangelio. Por la fe en Jesús, la justicia de Dios es acreditada a la cuenta de los pecadores, es decir es imputada a ellos. A pesar que esta buena nueva trae gran esperanza, júbilo y paz a nuestros corazones, como lo expresan los primeros versos de Romanos 5, esta transacción celestial plantea una pregunta. ¿Cómo funciona la contabilidad de Dios? ¿Cómo es que un Dios justo y equitativo puede acreditar la cuenta de un pecador con la justicia de Dios? ¿Es Dios un juez honorable en hacer esto, o ha cometido fraude con los libros del cielo?”

Walter J. Chantry


Descargar PDF


Anuncios